Noticia

imprimir
31/08/12

La Guardia Civil imputa a un vecino de Ávila por un supuesto delito de incendio

Existen indicios racionales de que el objetivo del autor era perjudicar a su ex pareja sentimental obligándola a cerrar su negocio de rutas a caballo

La investigación se inició con motivo del incendio ocurrido el día 18 de agosto en la localidad de Los Loros, pedanía de Solana de Ávila, que arrasó un total de 1.354 hectáreas

La Guardia Civil de Ávila ha imputado a E.S.G., por un supuesto delito de incendio forestal, por provocar el fuego que se inició el pasado día 18 de agosto en la localidad de Los Loros, pedanía de Solana de Ávila, que arrasó 1.354 hectáreas.

  Los agentes, tras realizar diversas inspecciones oculares en la zona del fuego y tomar diferentes manifestaciones, encuentran numerosos indicios racionales de que el imputado pudiera ser el autor del incendio.

Tras las investigaciones realizadas se pudo determinar que el imputado estuvo movido por la venganza para cometer dicho delito, con el fin de perjudicar a su ex pareja sentimental. El fuego se produjo en una zona de pastos anexa al negocio de rutas a caballo, que desde que lo dividieron era propiedad de su ex pareja. De esta manera evitaría la competencia, ya que la obligaría a cerrarlo al no poder hacer uso de los pastos para mantener a sus caballos.

Este incendio se inició el pasado 18 de agosto en la localidad de Los Loros, pedanía de Solana de Ávila, y afectó asimismo a los términos municipales de La Cereceda, Santa Lucia, El Tremedal, Casas de la Vega, Becedas y Palacio de Becedas.

Por sus características fue necesaria la activación del “Nivel 2” en varias ocasiones. Además, se tuvo que cortar la circulación en la carretera AV-100 entre los Km 4 y 10,500.

Un total de 300 personas, vecinas del municipio de Palacios de Becedas, tuvieron que ser desalojadas a causa del incendio, de las cuales 90 fueron acogidas en el pabellón deportivo de El Barco de Ávila. 

En las labores de extinción participaron medios aéreos, Buldózer, varias motobombas y varias cuadrillas de extinción de incendios. Además, intervinieron agentes y técnicos medioambientales, así como 20 efectivos de diversas unidades del Cuerpo, que fueron reforzados con las Unidades Militares de Emergencias (UME) con sede en León.

Las investigaciones las han llevado a cabo agentes de la Unidad Orgánica de Policía Judicial (U.O.P.J) de la Guardia Civil de Ávila, junto con componentes del SEPRONA y del puesto de El Barco de Ávila.

Para más información pueden establecer contacto con el Gabinete de Prensa de la Guardia Civil  de Ávila en el teléfono 920.352.961 Ext.264
 

separador
Noticias relacionadas